¿Cuál bioestimulante es el más adecuado para mi cultivo?

Home/Enero 2019/¿Cuál bioestimulante es el más adecuado para mi cultivo?

¿Cuál bioestimulante es el más adecuado para mi cultivo?

Esta pregunta es muy frecuente durante las capacitaciones y visitas a los agricultores y normalmente no tiene una respuesta única ni fácil, pues depende totalmente del tipo de cultivo, ciclo, estructura y problemática que se quiera abordar; o bien, depende de las situaciones que se quieran potenciar, por lo tanto, como primer paso lo más importante es determinar cuál es el objetivo principal.

Si el objetivo es raíz, se debe elegir un bioestimulante que tenga como base principal el fomento del enraizamiento tanto de anclaje como de absorción; actualmente hay una gran variedad de estos productos, los más novedosos están hechos con base en extracto de algas y complejo nutricional enfocado en este propósito.

En cambio, si el objetivo es ayudar a superar una situación de estrés, entonces debemos elegir productos que sean más completos en su formulación, sobre todo cuando el cultivo está sometido a diversos factores de estrés ambiental -heladas, calor, sequías, exceso de lluvia, vientos, entre otros-, biológicos -presión de plagas y enfermedades- o condiciones de suelo adversas. En este caso las formulaciones con base en alga Ascophyllum nodosum y elementos nutricionales otorgan mejor apoyo para la planta a superar el estrés en dosis bajas y a estimular mayor nivel fotosintético en sus dosis más altas.

Si la intención es aumentar el nivel de floración y amarre de frutos, entonces los productos con base en aminoácidos como GABA y ácido glutámico en mezcla son una excelente herramienta por el funcionamiento que tienen en la elongación del tubo polínico y en el enriquecimiento del polen, todo junto genera una mejor polinización y por lo tanto más amarre de frutos.

Siempre debemos recordar que los Bioestimulantes no son milagrosos y no resuelven las situaciones por sí solos, deben estar acompañados de un buen programa de manejo nutricional y fitosanitario que proporcione al cultivo las herramientas suficientes para construir tejidos de la mejor manera; dicho lo anterior, debemos considerarlos en nuestros programas de cultivo en ciclos de aplicaciones que fomenten la bioestimulación vegetal continua. Recordemos que las plantas no tienen memoria y debemos estar entregando las herramientas de manera periódica para que se mantenga estimulada.

 

 

 

 

Leave A Comment

Nueve − 1 =

Gracias por suscribirte a nuestro boletín! Revisa tu correo por favor.
RECIBE NUESTRAS NOTICIAS
Suscríbete a AGROAMIGO y recibe las noticias por email del sector agropecuario y comercial.
*Por favor revise la carpeta de correos no deseados para la confirmación a su suscripción
Gracias por suscribirte a nuestro boletín! Revisa tu correo por favor.