Pide se analice la situación y se gestione ante las autoridades una solución viable ante la falta de ganado en la actualidad

Una petición muy particular fue realizada por el delegado de la Asociación Ganadera Local de Hostotipaquillo, Ciriaco Mejía Mora, quien expresó: “Es lamentable que envíen vacas preñadas y a punto de parir al rastro; urge hacer algo al respecto puesto que esto contribuye a la despoblación del hato ganadero».

Esto fue expresado en una asamblea extraordinaria a la que citó la Unión Ganadera Regional de Jalisco, y en la que se analizaron varios temas de interés para el ganadero.

Según expresó Mejía Mora, esta es una situación que se está dando en varios municipios y que dejan despoblado y descapitalizado al productor ya que, incluso, a sabiendas de la situación del vientre que envían a sacrificio, lo que requiere es el dinero.

Expresó que en Hosto, de donde también es Inspector del Rastro, quienes envían a estos animales a sacrificio lo hacen por falta de dinero y no por el sólo deseo de sacrificar la vaca.

Aún a sabiendas de que están «perdiendo dos animales en uno», la situación financiera por la que atraviesan no les deja otra salida.

«El único que está contento con esta situación, es mi perro. Que cada tercera día le llevo algún becerrito», expresó al micrófono.

En muchas ocasiones, en el rastro se encuentran vientres de calidad genética cuyos propietarios les resulta difícil seguirlas manteniendo.

Situación. En México, la actividad ganadera traviesa por una difícil situación, a pesar que los precios por ganado en pie tienen precios que nunca se habían alcanzado.

Esto tiene su origen en las sequías que se presentaron del 2010 al 2012 y que dejaron serias pérdidas a productores del norte del país, por la falta de agua y la poca producción de forrajes.

Adicionado a la sequía y como consecuencia de la misma, el precio de insumos para alimento alzaron sus costos a rangos poco vistos de tal manera que descapitalizaron al productor.

Además, una oleada de exportación de ganado hacia el Medio Oriente también contribuyó a la falta de ganado que ahora se sufre en el país.

 

Soluciones. Como una manera de dar solución para esta situación, se ha pensado en la importación de ganado, bajo la premisa que para los créditos que otorga la Financiera Nacional a pequeños y medianos productores que no rebasen los 230 mil pesos, la tasa de interés será del siete por ciento anual.

En varias ocasiones, las organizaciones ganaderas estatales y nacional, se han pronunciado por abarcar la opción de importación, ya que el comprar ganado en México, lo consideran como sólo el cambio de vientres de un potrero a otro, cuyo movimiento no soluciona la merma del hato ganadero, por lo que algunas analizan también el buscar la manera de rescatar las reses que se encuentran en los rastros, sobre todo las que son de alta calidad genética.

 

PIE DE FOTO

FOTO UNO

CIRIACO Mejía, expresa su petición en la asamblea extraordinaria.

 

FOTO DOS

MUCHAS vacas de calidad genética son enviadas al sacrificio por problemas económicos.