La autoridad estatal de Jalisco consiguió un acuerdo específico con Liconsa para que esta paraestatal adquiera hasta 100 mil litros adicionales de leche fluida en forma complementaria a los 750 mil litros diarios que ya ha venido comprando a los ganaderos jaliscienses.

Esto lo comunicó el titular de la Secretaría de Desarrollo Rural de Jalisco (Seder), Héctor Padilla Gutiérrez, quien refirió que este acuerdo favorable fue en respuesta al actual problema de un volumen de leche que ha tenido problemas de colocación en el mercado y que ha implicado 88 mil litros diarios.

El funcionario estatal hizo mención que Liconsa paga actualmente a 6.20 pesos el litro a sus proveedores de su padrón de Jalisco que le suministran 750 mil litros diarios y que representa 55 por ciento de las compras de leche fresca que realiza este organismo en todo el país.

En el caso de los llamados excedentes, el responsable de la Seder destacó que se pagará 4 pesos por litro, lo que si bien es un precio inferior al del programa de abasto ya establecido, tiene la ventaja de que con ello se trae certidumbre para los ganaderos que han tenido problemas en el momento actual.

Añadió que seguirán las gestiones con Liconsa para encontrar las soluciones más convenientes para la ganadería lechera jalisciense.

Planta secadora en Lagos de Moreno

En otro tema del sector lechero jalisciense, el titular de la Seder y el gerente estatal del Fideicomiso Compartido (Firco), José Brizuela López, informaron que se logró concretar una gestión para la canalización de recursos adicionales para concluir la etapa inicial de una planta deshidratadora de leche en Lagos de Moreno, lo que supone un proyecto de gran alcance para equilibrar la oferta de leche fluida en beneficio de los ganaderos.

En una sesión informativa presidida por los dos servidores públicos, se comunicó que este proyecto implica una inversión de 34.3 millones de pesos, entre recursos públicos y de los productores, además de una parte de financiamiento. Ambos explicaron que este proyecto tiene carácter estratégico, puesto que tiene el objetivo de balancear la oferta y la demanda de leche fluida. Detallaron que si bien el país es deficitario en leche, en ciertos periodos hay una sobreproducción que no es colocada en el mercado y ello origina problemas muy serios de comercialización, de lo que se deriva la necesidad de industrializar el producto fresco.

Abundaron que esta agroindustria tendrá una vinculación estrecha con Liconsa, para que el producto deshidratado facilite la sustitución de los volúmenes importados de leche que compra esta paraestatal para sus programas de abasto social.

EL DATO

  • La secadora de leche tendrá una capacidad de deshidratar de 500 mil litros diarios de leche fluida (para generar 1,400 toneladas de producto deshidratado) y beneficiará a 15 mil productores en forma directa o indirecta.
  • Su inversión de 34.3 millones de pesos del presupuesto de 2014, de los que 14.3 son aportados por Firco, 2.5 mdp de parte de Seder. Además de un financiamiento por 16 millones de pesos y una aportación directa de 3.8 mdp de los productores involucrados.
  • De También tendrá la capacidad de procesar 6 mil toneladas de sueros y 580 toneladas de crema.
  • Se ubicará en la delegación Acosta del municipio de Lagos de Moreno.
  • El sector lechero de Jalisco genera una derrama económica de nueve mil 500 millones de pesos.
  • Jalisco es el líder nacional en la producción lechera con un volumen de 5.2 litros diarios.